John Fitzgerald Kennedy JFK: cualidades del buen político [Marca personal]

Si me preguntaran qué pediría a un político para desarrollar con éxito su labor, contestaría: lo primero, capacidad de recoger información filtrando lo importante para su uso posterior; segundo, criterio para analizar contextos y entornos políticos; tercero, empatía hacia la ciudadanía para adaptar la realidad del dato a la realidad del día a día de la gente; por último, capacidad oratoria (verbal y no verbal, gestos) para expresar su posicionamiento. 

John Fitzgerald Kennedy, 35º presidente de los EEUU, era una suma de estas características. Y aunque  pudiera no ser uno de los políticos más brillantes de su tiempo, sí que tuvo presente e hizo uso de esas cualidades, lo que le llevaría a construir una de las marcas políticas de más éxito en la historia presidencial de los Estados Unidos. 

 

Kennedy era un ejemplo de lo que un político debía ser. 

Tenía conocimientos profundos del mundo de la política, experiencia acreditada como miembro del ´clan´ Kennedy y actitud (compromiso) claro con lo que quería ser (Presidente de EEUU). 

Nada de eso hubiera valido si no hubiera mostrado criterio político al saber adaptar sus objetivos más personales a los objetivos generales del país, trabajó con perfección situaciones complejas y supo interpretar con buen criterio algunas de las principales exigencias de una sociedad, la norte-americana, en ese momento debatiéndose entre la expansión económica y la lucha contra el comunismo. Su empatía hacia el pueblo estadounidense y su capacidad oratoria hicieron el resto.

Conocimiento. Experiencia. Actitud. Criterio político. Empatía. Oratoria popular y pública.

Resumamos todo lo dicho en tres aspectos muy concretos: tener criterio político, empatía y oratoria:

  • Criterio político. Es la capacidad para trabajar con acierto en la vida política. Capacidad para tomar decisiones políticas correctas en base a la información que se recibe y los hechos que se suceden. Decisiones políticas que, además de correctas, tienen que encaminarse hacia los objetivos generales planteados. Para ello es necesario saber buscar, filtrar, interpretar, clasificar y utilizar la información. Analizar los hechos que se suceden y responder a ellos con rapidez, eficacia y eficiencia en base a un proyecto general y unos objetivos conocidos y planteados.
  • Empatía. Saber escuchar. La cualidad de mezclar con éxito la realidad del entorno más frío que ofrecen los datos a la realidad del día a día de la gente. 
  • Oratoria. Capacidad para explicar de manera breve, concisa y eficaz la posición política que uno defiende: resaltando lo bueno (mi proyecto) y poniendo en evidencia las carencias de los otros (oposición)

Las cualidades que yo les indico como esenciales (criterio, empatía y oratoria) no valen de nada si usted no es un persona con conocimientos profundos de lo que hace, con experiencia y con….sobre todo….actitud (ganas de hacer las cosas y, además, de hacerlas bien).

Si aportamos valor somos imprescindibles. De lo contrario seremos uno más. Y ese ´uno más´, cuando no entiende las causas de su fracaso, vive en una constante frustración y desesperanza.

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en linkedin
Compartir en telegram
Compartir en whatsapp
Compartir en email

¿Quieres estar al día de todo lo que publico?

Actualizo periódicamente el BLOG de Interpolitica.com, y lo hago acercándote las últimas novedades de la comunicación política, ofreciéndote ideas y consejos para trabajar con éxito tu marca personal. 

Estas a un CLIC de poder mejorar tu marca política…. 

¿Te apuntas?

Jorge Rodríguez Barrientos solicita su consentimiento para prestarle el servicio solicitado y contestar a las cuestiones planteadas. La legitimación tiene como base jurídica el consentimiento del interesado para los fines expresados. Los datos no se cederán a terceros salvo en los casos en que exista una obligación legal. En todo caso, los datos que nos facilitas están ubicados en servidores cuya sede se encuentra dentro del territorio de la UE o gestionados por Encargados de Tratamiento acogidos al acuerdo “Privacy Shield”. Tiene derecho a acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos, como se explica en la información adicional. Si no facilitas los datos solicitados como obligatorios, puede dar como resultado no poder cumplir con la finalidad para los que se solicitan.

Deja un comentario